Nuestra Memoria
La calle Adolf Hitler PDF Imprimir E-mail
Nuestra Memoria - La ley de la memoria
Escrito por Ana Aldea   
Miércoles, 03 de Noviembre de 2010 18:47

Aparacamiento sobre el búnker de HitlerTras cinco días paseando por Berlín vuelvo con la profunda decepción de no haber encontrado la calle Adolf Hitler, ni si quiera la calle de su mano derecha Goebbles. Encontré sin embargo un memorial al los judíos muertos, otro a los gitanos y otro a los homosexuales. Incluso un memorial a los 30.000 libros quemados por las juventudes nazis.

Sobre el búnker de Hitler hoy aparcan los coches, convertido en un anodino parking en superficie y sin mas que un cartel que recuerda que debajo de los coches está el búnker en el que Hitler se suicidó. Y no es casual. En Alemania no quieren que los neonazis tengan un lugar donde homenajear el horror.

Leer más...
 
El Fuerte de Ezkaba. Nuevos intentos de ocultar la función represiva del franquismo PDF Imprimir E-mail
Nuestra Memoria - franquismo y represión
Escrito por Iñaki VIGOR / Gara   
Miércoles, 03 de Noviembre de 2010 06:52

El fuerte Ezkaba, simbolo de la represión franquista.

 La única función real que ha tenido el Fuerte de Ezkaba ha sido como presidio, primero para encarcelar a presos de Eibar y Asturias que participaron en la revolución de 1934, y a partir de 1936 para encerrar a los disidentes antifranquistas. Sin embargo, las actuaciones de los organismos oficiales intentan ocultar esta realidad y evitar que se recupere la memoria histórica.

Leer más...
 
En el 70.º aniversario de la muerte de Azaña. El declinar de una generación y el ocaso de un mundo PDF Imprimir E-mail
Nuestra Memoria - Semblanzas / Biografías
Escrito por Luis Arias Argüelles-Meres / La Nueva España   
Miércoles, 03 de Noviembre de 2010 05:53

Que una biografía personal mire a dos horizontes, que el declinar apesarado de un hombre, de una generación, y la clausura de un movimiento histórico coincidan no puede menos de ser raro. Azaña

El 3 de noviembre de 1940, a las doce menos cuarto de la noche, en la localidad francesa de Montauban, fallecía Azaña a los 60 años de edad. No sólo había sido derrotada la República, de la que llegó a ser la figura más paradigmática, sino que, además, aquella Francia a la que tanto admiraba estaba en gran parte ocupada por los nazis. El sueño de la razón había engendrado monstruos, y la democracia y el liberalismo agonizaban ante las embestidas de los totalitarismos tan siglo XX.

Leer más...
 
DENUNCIA ANTE EL PARLAMENTO – CAMPAÑA POR LA ILEGALIZACIÓN DE LA FALANGE PDF Imprimir E-mail
Nuestra Memoria - Noticias
Martes, 02 de Noviembre de 2010 17:35

Destinatario: Congreso de los Diputados

Señores y señoras diputados/as

El próximo año 2011 – España podría ser miembro del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, una excelente oportunidad de estar en autentica sintonía con este nombramiento: marcando un precedente en el respeto al pueblo español y al mundo entero, condenando y juzgando los crímenes del franquismo, reconociendo el verdadero alcance del genocidio cometido, y reparar todo el daño infligido sin limitaciones.

* Por una ley que regule la actividad de los grupos de ultraderechas, y excluya de una vez las prácticas antidemocráticas. Contrarias al resto de la Europa democrática, donde sería imposible la apología a la dictadura o al genocidio.

Leer más...
 
A un Marcelino Camacho en el olvido PDF Imprimir E-mail
Nuestra Memoria - Semblanzas / Biografías
Escrito por Mario López / Diarios del Siglo XXI   
Lunes, 01 de Noviembre de 2010 07:18

Es muy de agradecer tantas voces cantando al unísono loas a Marcelino Camacho. Pero eso aún hace más doloroso el tiempo de silencio y olvido que tantos años hemos vivido. Olvido no sólo al hombre, al sindicalista, al militante comunista, al pensador, al escritor, sino a una doctrina política que todavía hoy es demonizada: la lucha obrera.

Leer más...
 
<< Inicio < Prev 321 322 323 324 325 326 327 328 329 Próximo > Fin >>

Página 323 de 329

El mito de la Transición política

Franco, D. Juan, el rey, y el PSOE / PCE en la Guerra Fría 

 

Javier Fisac Seco